Sábado, 21 de Septiembre de 2019     |     Puebla.
Suscríbete




Política

Consiente la 4T a diputados sin partido con nueva ley del Congreso

Política   /   
Héctor Llorame  |
 Jueves, Agosto 22, 2019

Se les pretende dar presupuesto y representación en la Junta de Gobierno; los diputados expulsados de comisiones podrán volver y desaparece “la congeladora” de iniciativas

El Congreso de Puebla (con mayoría de Juntos Haremos Historia) consentirá con la nueva ley orgánica a los expanistas que ahora son diputados sin partido, castigará el desorden y permitirá volver a las comisiones a quienes fueron expulsados.

Con la figura de coaliciones legislativas se pretende dar presupuesto y representación en la Junta de Gobierno y Coordinación Política (Jugocopo) a quienes abandonen sus bancadas.

El proyecto de ley al que tuvo acceso e-consulta establece que los diputados independientes y los sin partido podrán tener voz (aunque no voto) en el máximo órgano de control del Poder Legislativo, con lo cual tendrán injerencia en los acuerdos que se tomen y mayor facilidad para impulsar sus iniciativas.

“Los grupos, representaciones legislativas, los diputados independientes o sin partido, podrán asociarse entre sí, a efecto de conformar una coalición legislativa con la denominación que acuerden. Las coaliciones legislativas se constituyen única y exclusivamente con la finalidad de establecer e impulsar agendas legislativas comunes. Las coaliciones que llegaren a conformar los diputados sin partido o los diputados independientes, podrán nombrar a un representante ante la Junta de Gobierno y Coordinación Política con voz, pero sin voto”, establece el artículo 91.

Con esto se vería directamente beneficiado el bloque denominado “Fuerza Independiente”, conformado por los expanistas Marcelo García Almaguer, Hugo Alejo Domínguez y María del Carmen Saavedra Fernández, así como el exaliancista Jonathan Collantes Cabañas.

Los cuatro eran incondicionales del exgobernador Rafael Moreno Valle, pero tras su muerte y la de su esposa Martha Erika Alonso Hidalgo, abandonaron sus partidos y ahora han dado muestras de afinidad con el gobernador Miguel Barbosa Huerta.

La nueva Ley Orgánica del Poder Legislativo se pretende aprobar dentro de las próximas dos semanas, para que entre en vigor antes del 15 de septiembre, cuando iniciará el segundo año legislativo de la LX Legislatura.

Hasta dinero les va a tocar

Con la nueva ley los legisladores sin partido y los independientes (que obtengan su curul mediante el voto ciudadano) hasta podrían acceder al presupuesto que a la fecha se ha reservado para los partidos políticos.

El artículo 95 indica: “el Congreso destinará dentro de su presupuesto una partida anual para que los grupos y las representaciones legislativas cuenten con subvenciones de la siguiente forma:

I.- El treinta por ciento del monto total de la partida presupuestal será distribuido entre todos los grupos y representaciones Legislativas de manera equitativa; y II.- el setenta por ciento del monto total de la partida presupuestal será repartido proporcionalmente en función del número de diputados, entre todos los grupos y representaciones legislativas

Todos los grupos legislativos, representaciones legislativas y diputados sin partido e independientes deberán comprobar el gasto de dichos recursos y en su caso, rendir cuentas de los mismos ante el área competente del Congreso”.

Impedirán desorden

En el capítulo 5 del título tercero se establecerán reglas más estrictas para preservar el orden en las sesiones de las comisiones y el pleno.

El artículo 34 advierte que cualquier diputado será “apercibido” con constancia en el acta de la sesión cuando “I.- sea omiso en guardar el orden o compostura en las sesiones; II.- Provoque disturbios o desordenes en las sesiones que hagan imposible continuar con las mismas o III.- Se ausente sin autorización del presidente del órgano legislativo que corresponda, de las sesiones de Pleno, de Comisión Permanente, o en reuniones de comisiones, provocando el rompimiento del quórum”.

También cuando “sin justificación perturbe a cualquier integrante de la Mesa Directiva, de la Comisión Permanente o Comisión respectiva; V.- con interrupciones altere el orden en las sesiones; y VI.- (cuando) agotado el tiempo y el número en sus intervenciones, haga o pretenda hacer uso de la tribuna”.

Se fijará además el castigo de destitución de la Mesa Directiva, ya que actualmente no existe en la ley y solo se realiza por acuerdo de la Jugocopo.

El artículo 36 precisa que la remoción de este órgano y de cualquier comisión deberá ser decretada por el pleno del Congreso con mayoría calificada (voto de al menos 27 de los 41 diputados) a propuesta de la Jugocopo.

No obstante, se pone una vigencia de medio año a esta sanción y permite a los castigados que recuperen su lugar.

“La diputada o el diputado acreedor a la sanción dispuesta en el artículo 36 podrá volver a formar parte de cualquiera de las comisiones generales o de la Mesa Directiva siempre y cuando transcurran dos periodos ordinarios de sesiones desde que la sanción fue impuesta y ejecutada”, precisa el artículo 37.

Con esta medida se podrá perdonar a José Juan Espinosa Torres y Héctor Alonso Granados, destituidos de la presidencia y la vicepresidencia de la mesa, así como de todas las comisiones en las que participaban.

Recortan comisiones y adiós a “la congeladora”

El proyecto de nueva Ley Orgánica también confirma lo que este medio adelantó, respecto a que se reducirán a 23 las 35 comisiones que actualmente existen, se creará una nueva (la Comisión de Normatividad Legislativa) además de que desaparecerá “la congeladora”, porque las iniciativas tendrán caducidad de 60 días.

El artículo 135 instruye a las comisiones a “emitir el dictamen que proponga aprobar la iniciativa en sus términos, con modificaciones, o bien declararla improcedente, en un término que no exceda de sesenta días hábiles contados a partir del momento en que le sea notificada la Iniciativa o punto de acuerdo; salvo que haya prorroga, la cual no podrá ser mayor a treinta días hábiles”.

Explica que, si al concluir el plazo no se ha dictaminado aún, “la Mesa Directiva a petición de parte de cualquier diputado; o de oficio, ordenará el turno de la iniciativa pendiente a la Comisión de Normatividad Legislativa, quien deberá dictaminar en un término no mayor a diez días hábiles”.

A continuación, se indica que las iniciativas que por cualquier circunstancia no sean dictaminadas en un año, “caducarán de manera automática, dejando a salvo los derechos del diputado o diputada autora de la misma, de volverla a presentar en los mismos términos o con las modificaciones que considere necesarias”.

Con esto ya no se podrá señalar el rezago de iniciativas, puesto que, técnicamente, ya no habrá propuestas “en la congeladora” esperando a ser analizadas.

En el primer año de la LX Legislatura, con mayoría de Morena, PT y PES, se presentaron 555 iniciativas, pero 463 (el 83.5 por ciento) siguen pendientes porque solo 92 (el 16.5 por ciento) han sido aprobadas del 15 de septiembre de 2018 a la fecha.

Foto: Agencia Enfoque

Congreso poblano eliminará 25% de comisiones y regañará a faltistasCongreso poblano eliminará 25% de comisiones y regañará a faltistasLa nueva Ley Orgánica del Congreso desaparecerá la “congeladora” de iniciativas y creará a los subcoordinadores parlamentarios

Diputados salen de vacaciones con el 83% de iniciativas congeladasDiputados salen de vacaciones con el 83% de iniciativas congeladasEstán en espera de ser atendidas 463 iniciativas en comisiones

   


Visitas:


Encuesta