Domingo, 19 de Mayo de 2019     |     Puebla.
Suscríbete




Sociedad

Entre sollozos y ambulantes transcurre la Pasión de Cristo en Amozoc

Sociedad   /   
Héctor Llorame  |
 Viernes, Abril 19, 2019

Organizadores calcularon la asistencia de diez mil personas a esta representación en tres escenarios

En la cima de una cruz, atado mientras sus lágrimas se mezclan con el sudor, ante la mirada compasiva de cientos de creyentes, Alberto Rodríguez da vida al hito de la religión católica, la crucifixión y muerte de Jesucristo.

“Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu”, exhala cansado mientras ve a María (representada por su madre en la vida real) llorando a sus pies, igual que el año pasado y el anterior que también fue el condenado.

En medio de sollozos y rezos en voz baja, entrega el espíritu en vida para concluir así con la representación de La Pasión de Cristo en Amozoc.

Entre vendedores ambulantes y un zócalo en obras, cientos de feligreses rememoraron el sacrificio que hizo Jesús para la salvación de los hombres.

Miradas atentas, con devoción y tristeza, acompañaron el viacrucis que padeció Jesucristo antes de morir en la cruz junto a dos ladrones, como dice la Biblia.

A lo largo de hora y media, con la cruz a cuestas y una corona de espinas, Alberto pasó por los barrios de San Miguel y San Antonio antes de llegar al zócalo.

Sobre alfombras florales hizo el recorrido luego de ser condenado por Poncio Pilatos y ser nombrado “rey de los judíos” como un acto despectivo.

En su recorrido cayó tres veces como indican las escrituras y fue azotado por los romanos a pesar de la piedad que clamó María y la compasión que se notaba en los niños, desconcertados por no saber si lo que veían era real.

Junto a la parroquia de la Virgen de la Concepción se acercó a Alberto una mujer para limpiarle el sudor de la cara y en seguida se dio lectura al pasaje bíblico que sólo la identifica como Verónica.

En la multitud hay quienes miran atentos la actuación, otros hacen fotos o filman, unos más rezan y cantan, mientras que algunos comen o platican.

Aunque es periodo electoral los partidos políticos respetan el evento y no se ve repartición de propaganda, aunque de a ratos los vendedores ambulantes rompen los momentos de oración al ofrecer a gritos sus productos.

Calculan una asistencia de 10 mil

Según los cálculos de los comités organizadores, unas 10 mil personas presenciaron los actos de este Viernes Santo, entre la procesión de imágenes, la representación del viacrucis y el recorrido a “El Cerrito” para dejar en la cima una cruz de madera.

El primer evento lo organiza y encabeza la parroquia, se hace un viacrucis simbólico con los santos y es al que acude el mayor número de gente.

La representación no cuenta por completo con el aval de la iglesia y es organizada y financiada por el grupo actoral “Rey de Reyes”, que fundó Alberto Rodríguez.

La subida a “El Cerrito” es realizada por una comitiva del barrio de Santiago y se hace por la tarde y entrada la noche en un recorrido de unos seis kilómetros.

Madres, padres, jóvenes hombres y mujeres, familias en duelo y otros grupos son seleccionados al azar para ir cargando la cruz hasta llegar a la cima, donde es enterrada y permanece hasta el domingo, que se va a traer para celebrar la resurrección de Cristo.

Foto: e-consulta

Se suma el Niño Doctor de Tepeaca a la Procesión del Viernes SantoSe suma el Niño Doctor de Tepeaca a la Procesión del Viernes SantoSu llegada al Centro Histórico de Puebla implicó un operativo con elementos de seguridad

   


Visitas:


Encuesta