Mientras el diputado del PAN, Víctor León Castañeda señaló que el Congreso del Estado debe esperar a que el Congreso de la Unión legisle sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo, los legisladores del PRI, Pablo Fernández del Campo y Sergio Salomón Céspedes Peregrina aseguraron que el Poder Legislativo está obligado a cumplir con la determinación de la Suprema Corte de Justicia de la Nación para reformar el artículo 300 del Código Civil.

Vía telefónica, León Castañeda afirmó que la determinación que hace un año emitió el máximo tribunal sobre la unión entre personas del mismo sexo, no era una condicionante para que la LIX Legislatura hiciera los cambios pertinentes en la normativa legal.

Incluso, el panista minimizó la disposición dictada en 2015 al señalar que se debió a amparos promovidos por personas que se sentían afectadas en sus derechos, y que en los registros civiles a los que llegaron las solicitudes de matrimonio entre personas del mismo sexo fueron atendidas.

A pesar de que la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) interpuso una acción de inconstitucionalidad contra el Congreso y el gobernador Rafael Moreno Valle, León Castañeda defendió la postura del Legislativo al afirmar que primero habrá que espera a que el Congreso de la Unión dictamine sobre la iniciativa del presidente Enrique Peña Nieto para elevar a rango constitucional el matrimonio igualitario.

En contraste, los legisladores del PRI, Pablo Fernández del Campo y Sergio Salomón Céspedes Peregrina afirmaron que el Congreso está obligado a cumplir con  la determinación de la SCJN o por las Cámaras del Congreso de la Unión.

Fernández del Campo señaló que tanto Carlos Martínez Amador (PRD) como  Jorge Aguilar Chedraui (PAN), quienes han estado al frente de la Junta de Gobierno y Coordinación Política,tendrán que explicar el retraso para atender el criterio que desde hace un año emitió el máximo tribunal del país.

En tanto, Salomón Céspedes indicó que el tema debe analizarse al inicio del segundo periodo ordinario de sesiones, y no hasta que se apruebe la reforma constitucional propuesta por Peña Nieto.