La armadora de vehículos alemana Volkswagen anunció que suspenderá las jornadas de trabajo planeadas para los sábados en su planta de Puebla y afirmó que no habrá ajustes en la plantilla laboral.

Volkswagen rechazó la versión referente a que se realizarían paros técnicos en la fábrica. En una carta aclaratoria subrayó que Volkswagen de México ha tomado la decisión de suspender las jornadas de trabajo.

Precisó que las jornadas laborales serán de lunes a viernes y que el personal laborará de manera normal en el esquema tradicional y subrayó que no hay ningún ajuste a la plantilla laboral.

La compañía Volkswagen se encuentra envuelta en un escándalo por haber instalado en sus unidades un software que permite a los motores alterar la medición de sustancias toxicas, lo que contraviene las normas ambientales.

En Estados Unidos, la firma alemana podría ser multada hasta con 18 mil millones de dólares.

Crédito de la foto www.transporte.mx