Aunque Rafael Micalco Méndez negó una ruptura con el gobernador Rafael Moreno Valle, reconoció que no tiene comunicación con el mandatario estatal, esto derivado de la afiliación masiva de militantes y el “manoseo” en las candidaturas de los distritos de Atlixco (13), Izúcar de Matamoros (14), Tehuacán (15) y Ajalpan (16).

El anuncio del presidente del Comité Directivo Estatal (CDE) se da a dos días del arranque de la campaña electoral, situación que, aseveró, no afectará el trabajo que realizará en favor de los 16 candidatos a diputados federales.

En conferencia de prensa, Micalco Méndez señaló que el distanciamiento con el gobernador se generó desde el mes de octubre, cuando el Tribunal Electoral del Estado de Puebla (TEEP) ordenó al Registro Nacional de Miembros (RNM) la afiliación masiva de 22 mil 54 ciudadanos, la cual impugnó el dirigente poblano ante instancias federales.

Agregó que las posturas que emitió en referencia al tema de la alianza con el PRD, el método para la elección de los candidatos y la renuncia de cuatro aspirantes a diputados federales, también abonaron a que se evidenciará más la falta de comunicación con Moreno Valle.

“El primer momento que comienza a complicar la comunicación es la afiliación masiva (…) fue el primer hecho que lastima de manera fuerte la relación entre el PAN estatal y quienes ostentan el poder en Puebla. Viene el tema de las alianzas electorales, mi postura pública fue no a las alianzas electorales (…) el siguiente momento fue la decisión de quién decidía los candidatos, mi postura fue que decida la militancia, también hubo posturas encontradas (…) el último momento complicado es el manoseo de las candidaturas ya electas por la militancia en algunos distritos, en donde las razones de esos cambios no quedan claras y hay una serie de especulaciones de unas supuestas negociaciones que van en contra de los intereses del partido en esos distritos (…) hoy el Comité Estatal no tiene ningún tipo de comunicación con quien ostenta el poder en Puebla”.

Pese a la situación que tiene con el Ejecutivo estatal, el también diputado federal descartó que su periodo como presidente del CDE concluya antes de diciembre, y aseveró que la decisión para que abandone la dirigencia estatal no depende de nadie.

Además, rechazó que el enfrentamiento que tiene con Moreno Valle derive en una denominada “Ley Micalco”, como sucedió con su antecesor Juan Carlos Mondragón Quintana, quien no pudo reelegirse por la modificación en los plazos electorales en la entidad.