El pasado 23 de abril fue descubierto el asteroide 2014 HQ124, también llamado “La Bestia”, que tiene una longitud de 325 metros de diámetro y que viaja a una velocidad de 14 kilómetros por segundo, 17 veces más rápido que la bala de un rifle.

La Bestia no impactará la tierra y este domingo 8 de junio alcanzará su punto más cercano con el planeta.

El asteroide  pasará a una distancia tres veces mayor a la que existe entre la tierra y la luna.

Si un objeto de ese tamaño se impactara con la tierra a la velocidad que viaja, por la energía liberada, superaría a la de las bombas atómicas y se mediría en los megatones de una bomba de nitrógeno, comenta el astrónomo Bob Berman.