El gobierno de Puebla, a través de Carreteras de Cuota, recuperó la concesión para la construcción, operación, explotación, conservación y mantenimiento de la autopista Cuapiaxtla-Cuacnopalan, que entregó en diciembre de 2011 a Osa Constructora y Edificadora, filial de la empresa Oceanografía, la cual es investigada actualmente por lavado de dinero.

El proyecto contempla una vialidad de 63.66 kilómetros de longitud, con origen en el entronque Cuapiaxtla II, ubicado en el kilómetro 39+340 de la autopista de cuota Amozoc-Perote y con terminación en el kilómetro 203+500 de la autopista Puebla-Orizaba.

Este trayecto comprende tres kilómetros en territorio de Tlaxcala y 60.66 en el de Puebla.

De acuerdo con las condiciones del contrato, Osa Constructora y Edificadora aportaría -vía un Proyecto de Prestación de Servicios (PPS)- los mil 662.7 millones de pesos para ejecutar la obra en un periodo de 18 meses, a cambio de operar la concesión durante 30 años, desde 2013 al 2043.

La importancia de la autopista es que conectaría a la empresa Audi, en San José Chiapa, con la Amozoc-Perote para tener salida por el norte de la entidad, y por la Súper a Orizaba, para llegar al puerto de Veracruz.

Argumentan atrasos e incumplimientos

La administración estatal informó la tarde de este miércoles que el rescate se ejecutó debido a los atrasos de la obra y el incumplimiento de obligaciones administrativas.

“Con el objetivo de garantizar la terminación adecuada de la obra, se fijó como fecha límite para la empresa, el día 20 de febrero de 2014, para exhibir una carta irrevocable expedida a favor del gobierno del Estado por parte de una institución de crédito debidamente autorizada para operar en el país, por el equivalente al 100% del monto de la obra”.

“Al no cumplirse dicha obligación, el gobierno del Estado inició los procedimientos que culminaron el día de hoy (miércoles) con la declaratoria de rescate de la concesión, emitida por el Organismo Público Descentralizado Carreteras de Cuota  Puebla, con fundamento en los artículos 1, fracción I, 2, fracción I, 9 fracciones V, VII y último párrafo, 12, 14, 16, fracción I, 51, 64 fracción III, 65, 66, 67, 68 fracción VI,  69 y 70 de la Ley General de Bienes del Estado”.

El gobierno de Puebla expuso que en virtud de la relevancia que este proyecto representa para el desarrollo regional, y que forma parte de los compromisos para la instalación de la planta de Audi en San José Chiapa, tomará “las medidas necesarias” para garantizar la conclusión de la carretera Cuapiaxtla-Cuacnopalan.

Cabe señalar que la vialidad tendría que estar lista para este año, previo a la construcción de las últimas etapas de la planta de Audi y el inicio de producción en el 2016.

La primera licitación se declaró desierta

En abril de 2011 se lanzó la licitación para la autopista Cuapiaxtla-Cuacnopalan, sin embargo en el mes de octubre se declaró desierta por falta de interés de las empresas para invertir en el proyecto. En ese proceso se habían inscrito las firmas IDEAL, Omega, La Peninsular, ICA y OHL.

Sin embargo a final de año se relanzó la licitación, ahora por invitación restringida, en la que al final se asignó a Osa, empresa filial de Oceanografía, con sede en el estado de Campeche.

Fue así que en enero de 2012 arrancó la obra, con el compromiso de entregarla en 18 meses.

Acusan de fraude Oceanografía

El 12 de febrero se publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la inhabilitación a Oceanografía S.A. de C.V., por un año, nueve meses y 12 días, a fin de que estados, dependencias y entidades de la administración pública se abstuvieran de aceptar propuestas o celebrar contratos con esta firma, ya que advirtió irregularidades en las actividades que realizaba para Pemex.

A raíz de esta inhabilitación, se dio a conocer que Oceanografía pidió préstamos a Banamex, una unidad de Citigroup en México, usando como garantía los pagos que esperaba de Pemex.

Oceanografía presentó facturas por 585 millones de pesos por pagos pendientes de la paraestatal, sin embargo se descubrió que sólo eran reales los documentos por 185 millones, por lo que el resto sería falsificado.

La Procuraduría General de la República abrió una investigación e intervino la empresa Oceanografía en ciudad del Carmen, Campeche, por lo que actualmente es el Servicio de Administración y Enajenación de Bienes quien administra la compañía.

Además la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) inició una indagatoria contra la empresa para detectar posibles irregularidades e incumplimientos a las leyes financieras.

Apenas el lunes, el procurador general de la República, Jesús Murillo Karam, confirmó que Oceanografía es investigada por lavado de dinero.

Oceanografía realizó ya dos obras en Puebla

En noviembre de 2011 el gobierno del estado falló a favor de  Oceanografía para que ejecutara el “Proyecto integral de imagen urbana del Corredor Turístico Cultural ubicado en el Centro Cívico 5 de Mayo en la ciudad de Puebla” por un monto de 70 millones 994 mil 352 pesos.

Y en abril de 2013 la administración estatal volvió a contratar a la empresa para encargarse de la construcción de la plataforma de prueba piloto y relleno estructural de la nueva planta Audi en el municipio de San José Chiapa, por un monto de 5 millones 131 mil 719 pesos.

Ambas obras ya fueron ejecutadas, aunque el titular de la Secretaría de Infraestructura, Cabalán Macari Álvaro, expuso el 13 de febrero que revisaría los contratos extendidos en Puebla a Oceanografía, incluida la concesión de la autopista Cuapiaxtla-Cuacnopalan, que este miércoles le fue retirada.