Jueves, 15 de Noviembre de 2018     |     Puebla.
Suscríbete


Opinión



Impugnación independiente a la constancia de mayoría en Puebla

Jueves, Julio 12, 2018 - 16:32
 
 
   

Los antecedentes jurídicos. Los hechos de violencia. Salvaguardar el derecho.

El pasado 11 de julio de los presentas acompañé a Sergio Mastretta Guzmán a presentar en tiempo y forma recurso de inconformidad ante la instancia competente, impugnando la constancia de mayoría expedida por el Consejo General del Instituto Estatal Electoral en la elección al cargo de gobernador constitucional del estado de Puebla para el período comprendido entre el año 2018 y el 2024.

 

Lo anterior, en virtud de haber dado validez al cómputo distrital concerniente al distrito electoral local número 19, incluyendo en éste el respectivo a una casilla básica 1187 con sus respectivas contiguas 1 y 2, habiendo mediado violencia contra los electores y los funcionarios de la misma, ello en contravención de lo que al efecto se dispone en el artículo 377 fracción VI del Código de Instituciones y Procesos Electorales del Estado Libre y Soberano de Puebla.

 

Vulnerándose por lo demás, lo que al efecto dispone el párrafo segundo del artículo 41 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos que al efecto señala que la “renovación de los poderes….ejecutivo se realizará mediante elecciones libres, auténticas y periódicas”, disposición que no es parte original del texto del artículo 41 de la Constitución, el mismo que, habiendo sido aprobado sin discusión por la asamblea Constituyente de 1856 en su sesión del día nueve de septiembre, según consta en la obra de Zarco (Zarco, Francisco Historia del Congreso Constituyente de 1856 México Ed INEHRM, 1987 México),fue incorporado al texto aprobado en el Congreso de Querétaro de 1916 a propuesta de la Comisión de Constitución presidida por don José Natividad Macías.

 

La condición de que las elecciones sean “libres y auténticas” se entronizó en el texto del precepto constitucional en cuestión en virtud de la reforma del 22 de agosto de 1996 expedida en el contexto de una grave crisis de gobernabilidad proveniente tanto de los trágicos sucesos del señero año de 1994, como del conflicto electoral ventilado en el mismo año de 1996 por la disputa en torno a la legitimad de los comicios locales ventilados ese amo en el municipio de Huejotzingo, Puebla.

 

En consecuencia, más allá del claro alcance de las expresiones “libres y auténticas”, éstas revisten en el contexto de la disposición constitucional, una connotación específica, que proscribe cualquier actuación de la autoridad en material electoral como la vivida en la ocasión referida y cuyos extremos resultan a todas luces tenues, en comparación de los episodios de violencia vividos en la pasada jornada comicial del uno de julio.

 

“AUTÉNTICO” por lo demás , nos dice el clásico Diccionario de Legislación y Jurisprudencia de Joaquín Escriche es “lo que se hallá (sic) autorizado o legalizado de modo que hace fe pública” y  señala la referida obra asimismo respecto al término “LIBERTAD” es “el poder de hacer todo lo que no dañe a otro, de modo que el ejercicio de los derechos naturales de cada  hombre no tiene otros límites que los que aseguran a los demás miembros de la sociedad el goce de los mismos derechos” (versión facsimilar de José Galván de 1852 Imprenta del Portal de Mercaderes” editado por UNAM, México 1978).

 

 El sentido que en Derecho puede darse a los requisitos que al efecto se establecen en el artículo 41 de la Constitución para solventar la plena validez de los comicios, deja en claro que éstos no se observaron en la jornada del uno de julio de los presentes, por lo que hace a la elección de gobernador constitucional para el estado de Puebla para el periodo comprendido entre el 2018 al 2024.

 

En consecuencia , el acto que se impugna se llevó a cabo en clara inobservancia de los principios dispuestos en el Artículo 41 de la Constitución,  dados los hechos referidos en la presente promoción, en términos de lo que al efecto establece el artículo 377 fracción VI del Código de Instituciones y Procedimientos Electorales, toda vez que  la votación concerniente a la casilla de la sección 1187 del distrito local electoral número 19, debe ser anulada con respecto a lo que concierne a la elección de gobernador constitucional del estado de Puebla para el periodo comprendido entre el año 2018 al 2024.

 

De todas las causales de nulidad de elecciones por casilla que al efecto se contemplan en el Artículo 377 del Código de Instituciones y Procesos Electorales del Estado Libre y Soberano de Puebla, la única que es invocable por parte de un ciudadano sin partido o sin candidatura independiente registrada es, precisamente la concerniente a la violencia que al efecto se llegue a ejercer en la jornada comicial sobre los electores o los funcionarios de casilla, toda vez que para invocar la misma no se requiera contar con copia del acta de escrutinio, a la cual sólo tiene acceso válida el representando de los partidos y los candidatos en la mesa directiva de casilla,  contándose, por lo demás, con plena legitimidad para interponer los medios de impugnación conducentes que al efecto están previstos en la legislación vigente.

 

albertoperalta1963@gmail.com


Semblanza

Atilio Peralta Merino

Nací en ésta ciudad, en la sala de maternidad “Covadonga” de la Beneficencia española, “tal vez un jueves como hoy de otoño”, dijera parafraseando a Cesar Vallejo, y de inmediato me trasladé a las islas del Caribe, entre brumas mi primer esbozo de recuerdo es el vapor de un barco que desembarcó en la Dominicana, Isla a la que jamás he vuelto y que no registro en la memoria consciente, desconozco si habríamos arribado a “Santo Domingo” o si todavía sería “Ciudad Trujillo” acababa de tener verificativo la invasión auspiciada por la OEA y, al decir de mi señora madre, era en ese momento el lugar más triste que habría sobre el planeta tierra. Estudié orgullosamente con los jesuitas hecho que me obliga a solazarme en la lectura de james Joyce, y muy particularmente en “El Retrato del Artista Adolescente”, obra que conocí gracias a mi amigo y compañero de andanzas editoriales juveniles Pedro Ángel Palou García, y asimismo orgulloso me siento de mis estudios en leyes en la Escuela Libre de Derecho pese a los acres adjetivos que le endilga a la escuela José Vasconcelos en su “Breve Historia de México” al referirse a otro egresado de la “Libre” como lo fuera el presidente Emilio Portes Gil. Crecí escuchando los relatos de mi abuelo sobre su incursión en los primeros años de su adolescencia en las filas del ejército constitucionalista, sus estudios de agronomía en “Chapingo” junto a los Merino Fernández, su participación en la “Guerra Cristera” al frente de cuadrillas armadas bajo la indicaciones del General Adrián Castrejón quién años después crearía los servicios de inteligencia militar y se convertiría en el gran cazador de espías nazis durante los años de la conflagración mundial, y por supuesto, de los días aciagos del avilacamchismo de cuyo régimen perdería el favor dadas las intrigas que suscitarían su parentesco con el líder obrero Manuel Rivera Anaya. Mi padre por su parte, llegaría a éste país mitad en vieja de estudios, mitad exiliado, habría corrido a su cargo el discurso que en representación de los jóvenes fuese pronunciado ante la multitud reunida en Caracas el 23 de enero de 1958 con motivo de la caída de la Dictadura de Marcos Pérez Jiménez, suceso al que alude Gabriel García Márquez en “El Otoño del Patriarca, matriculándose en la entonces Escuela Nacional de Economía que, muy pocos después, se transformaría en la “facultad” gracias a la brillante intervención de la maestra Ifigenia Martínez. “Soy todas las cosas por las que voy pasando”, he tenido en suerte el haber colaborado, o convivido de alguna manera con hombres cuya actuación ha resultado clave en la historia reciente del país, mencionaré a manera de ejemplo y obligado por la más elemental de las gratitudes a los senador José Ángel Conchello y Humberto Hernández Haddad así como y mi entrañable maestro el constitucionalista Elisur Artega Nava ; transformación que conduce por un lado , a darle cabal cumplimiento al deber bíblico de dar testimonio de los sucesos que corren en el siglo, y por la otra a convertirse en un hombre sencillo como dijera Borges: “ que aprecia el sabor del agua, el caminar pausado y la conversación con los amigos”.

Ver más +

Encuesta