Jueves, 19 de Octubre de 2017     |     Puebla.
Suscríbete


Opinión



La historia de la Conquista: nuevas fuentes

Jueves, Septiembre 28, 2017 - 07:34
 
 
   

Necesario cambiar la óptica de una historia de vencedores y vencidos

La Nueva historia de la conquista es un trabajo realizado y renovado por fuentes de archivo y paleografía que muestra una interpretación analítica de la conquista de México. Actualmente podemos encontrar en diversas plataformas de internet, revistas de divulgación científica que dan a conocer un panorama detallado de los procesos históricos de la Nueva España.

Sin embargo, en escuelas públicas, primarias, secundarias y universidades del país se sigue trabajando con una historiografía obsoleta, o en otras palabras, estudios no renovados en relación a la conquista de México. Por lo cual, en la educación básica se sigue enseñando una historia de bronce, donde los mexicanos somos los perdedores, y los que no ganamos nada con la llegada de los españoles sino más bien son quienes acabaron con todo, enterrando ídolos, destruyendo edificaciones e imponiendo una religión. Por muchos años se ha educado a niños y jóvenes con una historia patria, y una historia de ser los vencidos ante el maltrato otorgado por los conquistadores, imponiendo organizaciones políticas y religiosas.

Generación tras generación ha forjado en su mentalidad de ser los sojuzgados y los inferiores, sin aspiración ni lucha alguna tanto en acciones como en pensamiento, en los libros de texto no podemos encontrar una historiografía renovada en torno a este aspecto de la historia que muestre un análisis detallado de los personajes, así como las interpretaciones de los indígenas para complementar los relatos históricos.

Estoy de acuerdo, quizás tenga que ver con el poco interés en poder interpretar los archivos en paleografía y de la minoría de estudiosos en el tema, pero también porque las generaciones están inmersas en la historiografía de los siglos XIX y XX. Aunque es de señalarse que hay otras limitantes para abordar esta temática como son los aspectos políticos y geográficos para acudir a las fuentes de información e indagar en ese contexto qué hemos descuidado los historiadores como las investigaciones del siglo XVI.

Es por eso que unos se ha adelantado en su búsqueda, percatándose de la utilidad de una historiografía repetitiva de héroes y villanos, por lo que ahora la tecnología brinda la oportunidad de encontrar diversos artículos de profesionales de la disciplina quienes hacen énfasis en tener otra visión de la historia. Interpretarla y reflexionarla: desde cómo fue sin utilizar juicios de valor que adjudiquen ser los malos de los hechos.

De tal forma, este texto no es un juicio a la historiografía del siglo XIX y XX sino más bien analizar qué se está enseñando en el aula, cuál es el discurso utilizado en el momento de explicar la conquista de México, cuáles son las interpretaciones que damos, así como también por qué seguir contando una historia donde los libros aluden que somos los perdedores.

Son situaciones que no todos comprenden porque no conocen a fondo cada proceso histórico y más aún porque afuera, en las librerías y bibliotecas no hay autores renovados que puedan brindar un análisis detallado de los eventos. Este panorama se da con mayor relevancia en los niños y jóvenes que no gustan por leer la historia de su país porque la encuentran aburrida y sin sentido.

Entonces como no hay una motivación por el conocimiento histórico no logran comprender esos momentos de interpretación crítica donde hay que dejar atrás esa idea forjada de ser los humillados. ¿Por qué insistir en decirle a los niños una historia de buenos y malos? Los maestros tenemos le enorme responsabilidad de cambiar mentalidades e influir en los pensamientos de los jóvenes al exponer un tema como lo es la conquista de México, así como las demás temáticas relacionadas a la historia del país, puesto que solo es en la educación básica donde podemos aprovechar en narrar los eventos históricos desde una perspectiva diferente, ya que posteriormente los jóvenes inician una carrera universitaria donde ya no se puede intervenir.

De cierta manera el objetivo se centra en analizar la construcción de la historia y el papel que se le ha dado a esta disciplina en los salones de clases, como forjadora de hombres pensantes dispuestos a trabajar por la nación, más en su momento ciudadanos comprometidos a luchar por la patria. Quizás una reflexión de las narraciones que lleva cada docente en las escuelas, modifique el pensamiento o en su totalidad personajes con una conciencia histórica que tengan en sus manos la construcción y desarrollo de un país con valores.

Referencia:

https://nuevahistoriaconquistablog.files.wordpress.com/2015/10/restall-nueva-historia.pdf


Semblanza

Luisa Martínez Baxin

Es historiadora y maestra de la Escuela Secundaria Técnica Industrial Número 97 ubicada en la Ciudad de Xalapa. Esto es lo que de ella misma dice: Nací el 29 de septiembre de 1990 en San Andrés Tuxtla, Ver. A los 24 años de edad egresé de la facultad de historia de la Universidad Veracruzana y me titulé con el trabajo recepcional: Llevar la educación a ambientes adversos: La escuela cantonal “Landero y Cos” de San Andrés Tuxtla, Veracruz. 1867-1910. Escogí principalmente ese tema y la temporalidad porque durante el Porfiriato a pesar de haber sido el objetivo la educación, en el caso de Veracruz no hay suficientes fuentes de las escuelas cantonales fundadas en esta etapa lo que motivó a interesarme en esta temática y hacer un aporte a la historia social de la educación. En el 2015 presenté el examen nacional para obtener una plaza en educación secundaria, tuve buenos resultados por lo que actualmente imparto la materia de historia universal e historia de México a grupos de segundo y tercer año de secundaria en la Ciudad de Xalapa

Ver más +

No lo cuente en voz alta pero la posible aspirante de Morena a la presidencia municipal de Puebla es una activista egresada de la escuela de Derecho de la Universidad Iberoamericana, de 46 años de edad, con nexos y vínculos familiares muy arraigados a la Angelópolis.

Encuesta