Viernes, 23 de Junio de 2017     |     Puebla.
Suscríbete


Opinión



Cuando la imaginación es más real que el discurso oficial

Martes, Abril 18, 2017 - 21:10
 
 
   

Esta declaración es una falacia pero cuando lo reflexionas un poco parece totalmente cierta.

Tras casi seis meses de vacaciones, el exgobernador priista Javier Duarte de Ochoa fue aprehendido la tarde de este sábado en Guatemala, por la Procuraduría General de la República, (PGR), en colaboración con la Policía Nacional Civil guatemalteca, como parte de la estrategia del Gobierno Federal para refrendar su compromiso al combate a la corrupción y así reforzar la campaña de Alfredo del Mazo para fortalecer el poder electoral del PRI en el Estado de México.

A través de Twitter, la PGR confirmó la detención del exgobernador de Veracruz durante el periodo 2010-2016, cargo que dejó inconcluso al pedir licencia el pasado 12 de octubre en medio de severos cuestionamientos. Una semana después la Agencia de Investigación Criminal (AIC) emitió una orden de aprehensión para ser utilizada como carta de emergencia en tiempos electorales.

En un posterior comunicado, la PGR detalló:

Como resultado de la crisis del PRI y de todas sus Secretarías y dependencias se vio forzada a pedir el apoyo de la Oficina Central de Interpol en Guatemala, Javier Duarte de Ochoa fue localizado y se solicitó  su  presencia con fines electorales para intentar subir puntos a del Mazo en su candidatura al Estado de México. La Presidencia de la República requirió a la  Procuraduría General de la República que a su vez pidió a la Secretaría de Relaciones Exteriores que, por vía diplomática, se presentara el exgobernador priista Javier Duarte de Ochoa con fines electorales este 15 de abril de 2017.

La Presidencia de la Republica señaló que Duarte debe ser localizado y presentado en México debido a que es requerido por la campaña de Alfredo del mazo, candidato a Gobernador para el Estado de México, quien presenta una campaña llena de recursos por parte del PRI y de la Federación y sin embargo ve que por primera vez su hegemonía electoral en este Estado está en entredicho. Duarte de Ochoa deberá ser presentado en audiencia ante la autoridad judicial guatemalteca competente, quien le informará que se encuentra retenido con fines de extradición a petición del gobierno de México. La detención del exgobernador se efectuó, según la Presidencia de la Republica, como resultado de las encuestas realizadas por las dependencias y demás organizaciones que integran el concentrado de encuestadores y que reflejan un peligro real para el PRI y para Alfredo del Mazo en las elecciones para Gobernador del Estado de México. 

Parece que los tiempos electorales son los más idóneos para el uso de los chivos expiatorios, la Interpol buscaba a Duarte de Ochoa en países de Centroamérica, el Caribe, Canadá y Europa, tras la detención de los exgobernadores de Sonora, Guillermo Pedrés, y de Tamaulipas, Tomás Yarrington, por lo que la atención nacional se centraba sobre el exmandatario veracruzano pero ahora ya pueden utilizar a todos estos personajes para ganar las elecciones en el Estado de México y continuar con su falsa lucha contra la corrupción. Al priista Duarte se le acusa de los delitos de peculado, delincuencia organizada, desvió de recursos públicos, delitos electorales, entre otros, además de haber dejado a Veracruz sumido en la quiebra y en una severa crisis de seguridad por el asentamiento del crimen organizado, que dejó más de dos mil desaparecidos en su sexenio y una estadística oficial de siete mil homicidios dolosos, esto sin duda es un botín electoral de lo más preciado que bien vale su peso en votos.

@Sfaira1986

http://facebook.com/pzkw.ignacio


Semblanza

Ignacio Callejas Rosas

Nacido en el Distrito Federal en 1986, llegó a Puebla en 1992. Licenciado en Ciencias Políticas por la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, Actualmente se desempeña como  analista en el Instituto Electoral del Estado.

Ver más +

La consultora Focus Andrés Robles Asesores realizó una encuesta para el gobierno del estado en la que se evaluó el desempeño del presidente Enrique Peña Nieto, el gobernador José Antonio Gali y el alcalde Luis Banck Serrato, así como el conocimiento y opinión que los capitalinos tienen de algunos aspirantes a la gubernatura Puebla.

Encuesta