*

El solitario tiburón: un jarocho en tierra universitaria

Vaya historia la que se encontró en el estadio Universitario BUAP, pues licántropos y escualos disputaron la cuarta fecha de la Copa MX, en donde el partido terminó empatado a cero goles, siendo una de las peores actuaciones de ambas escuadras en lo que va del 2019.

Pero no todo fue malo, pues el equipo de e-consulta encontró una historia digna de contarse, ya que en la zona de la porra visitante, se visualizó un solo aficionado de los Tiburones, mismo que fue el único en realizar el viaje a Puebla y cuando llegó al estadio, se sorprendió porque estaba solo en el recinto.

A Rigoberto Valenzuela no le importó que fuera mitad de semana y aunque sus amigos no decidieron realizar el viaje, su amor por los Tiburones vale más que verlo en casa por la televisión.

“No se animó la gente y aparte es entre semana, pero estoy aquí apoyando al equipo con todo”, manifestó.

Además, la zona visitante tenía unos 40 policías que resguardaban la integridad del solitario aficionado, quien manifestó su asombro por la seguridad en la cancha universitaria: “son muchos para mí solito; me estan resguardando bien y me gusta mucho el estadio, son muy ordenados y es agradable venir”.

La cercanía de Veracruz con Puebla motivó a Rigoberto, quien concluyó que seguirá apoyando a los escualos y viajará a todos los partidos posibles.

“Está cerca Puebla, visité a algunos amigos y me encanta apoyar al equipo. Nos han dado más tristezas que alegrías, pero aquí estamos, apoyándolos siempre”.

Foto: e-consulta

Más sobre

Deportes