*

Luka Modric, finalista en Rusia 2018, a un paso de ir a prisión

El comandante croata Luka Modric se ha desempeñado de una manera increíble en el Mundial Rusia 2018, en donde jugará la gran final el domingo, pero enfrenta ahora una acusación que, de ser probada, lo llevaría a la cárcel.  

Modric podría ser sentenciado de 6 meses a 5 años de prisión por un cambio de declaración en el juicio al ex presidente de la Federación croata de Fútbol, Zdravko Mamic, acusado de realizar transferencias ilegales –entre ellas la de Modric-  a través de empresas fantasmas.

Modric declaró inicialmente que firmó en 2004 un anexo con Mamic que establecía que le pagaría la mitad de las primas de traspasos.

Modric, sin embargo, había dicho en 2015 a los investigadores del caso que este anexo había sido firmado de manera retroactiva cuando ya jugaba en el Tottenham. 

El "delito penal de falso testimonio" está penado en Croacia con penas de cárcel que van de seis meses a cinco años de prisión.