*

La Volvo Ocean Race. La igualdad de sexo en alta mar

Dejando atrás y cruzando frente al punto más austral del continente africano: El Cabo de Nueva Esperanza que fue visto por primera vez por el navegante portugués Bartolomé Diaz en el año de 1548, van en dirección, ahora al continente australiano, los bauprés de los barcos apuntan al puerto de Melbourne, Australia. Por los mares del sur van rumbo al final de la etapa 3.

Siguiendo su ruta por el borde austral, han pasado por el norte de las Islas Kerguelen, consideradas uno de los lugares más remotos de nuestro planeta. En la Regata 1981 / 82, una carrera a vela de las antecesoras de la VOLVO OCEAN RACE; el bote del equipo EXPERT 33, perdió parte de su arboladura y su mástil mayor, quedando bote y tripulación a la deriva, y hasta 4 semanas después fueron rescatados por un barco transporte comercial con bandera francesa.

A bordo de las embarcaciones priva la más absoluta igualdad de sexos, la féminas de cada bote realizan exactamente las mismas maniobras y actividades que la marinería del sexo masculino, y todos por igual, trabajan y luchan contra las inclemencias del tiempo. En la versión 2017 / 18 de esta regata a lo redondo del globo, todas las tripulación llevan consigo, integrada, al menos una mujer navegante.

Exactamente por la tarde del 24 de diciembre, minutos antes de la celebración de Navidad, las 7 embarcaciones han iniciado su arribo al Puerto de Melbourne dando fin a la LEG 3, etapa tercera, cuya parte final ha sido considerada y en los relatos que empiezan a surgir se le cataloga como: “Épica”, en nuestra próxima entrega irán los comentarios al respecto.

Por lo pronto la VOLVO OCEAN RACE ya esta en el continente australiano.

En igualdad de circunstancias se desempeñan ambos sexos en las labores de cubierta

Con la sonrisa a flor de boca, juntos, hombro con hombro trabajan

Ella, también sonriente; Stacey Jackson es uno de los nueve navegantes que integran la tripulación del VESTAS RACING TEAM

Así la fuerza de los vientos y el mal tiempo de los mares del sur

La cara, expresión del frío y desilusión al abriendo la caja de provisiones y ver que se terminaron las barras con calorías

Por increíble que parezca, la embarcación del TEAM logra mantener el equilibrio