Jueves, 20 de Julio de 2017     |     Puebla.
Suscríbete




Ciudad

Se adueñan de pocos espacios que quedan libres en la Juárez

Ciudad   /   
Laura Ruiz  |
 Jueves, Mayo 18, 2017

La remodelación de esta avenida recortará de 600 a 286 los cajones de estacionamiento, pero actualmente son acaparados por establecimientos de la zona

De acuerdo con la información que en últimas reuniones se ha dado a conocer a regidores sobre la remodelación de la Avenida Juárez por parte del Gobierno del estado, próxima a arrancar, de los cerca de 600 cajones para estacionamiento actuales podrían quedar 286 y estos actualmente, son acaparados por establecimientos.

Durante una revisión a imágenes de Google Maps correspondientes a un día de alta actividad de febrero pasado, se pudo observar que en los 1.6 kilómetros de la vialidad, 31 negocios ocupaban las banquetas y el carril de baja, algunos con menos espacio libre para los peatones.

De ellos 14 correspondieron a restaurantes, bares, cafés, antros, que, según el Código Reglamentario para el Municipio (Coremun) de Puebla, deben contar con cierto número de cajones según sus servicios.

Un recorrido realizado hoy a mediodía, permitió también contrastar que aún en horas de baja actividad, algunos de ellos acaparan el espacio para sus servicios de valet parking y apartado con objetos de plástico.

En la lista de los establecimientos fotografiados en febrero hay también tres de vestidos de novias, tres agencias de autos, dos bancos y una televisora con su centro de estudios.

El resto de los negocios incluyen otros giros como los de papelería, pastelería, farmacia, centro de estudios y también un local de venta de productos de telefonía celular.

Durante el  recorrido realizado este jueves, se pudo constatar que sólo dos cadenas de autoservicio tienen espacio para estacionamientode sus clientes sin que se invada la banqueta.

En su parte más ancha, esta llega a medir hasta 8 metros, es decir, tres menos que los que se tendrán con la remodelación, que pretende combinar espacios para peatones,  ciclistas y actividades de esparcimiento, con la reducción de un carril.

Van por material con malos antecedentes

Según lo que se ha adelantado para este proyecto se integrarán materiales de mármol que en otras obras públicas han resultado defectuosos.

La lista de ejemplos incluye el Paseo Bravo,  las bancas de varios andadores del Centro Histórico y también las huellas podotáctiles de calles del primer cuadro de la Ciudad.

De estas últimas destaca el caso de las placas de la parte Norte que, por un lado se desgastaron con los ambulantes y por otro fueron robadas según versiones de los mismos comerciantes de la zona.

Espera, ahora sí, obra funcional

Con 15 años de trabajar en la Juárez,  explicó el empleado de una oficina que pidió el anonimato, le ha tocado ver las fallas de obras previas.

La que más recuerda, dijo,  fue la de la gestión del ex edil Enrique Doger Guerrero, en que las banquetas del lado Norte quedaron inservibles en lluvias pese a instalación de infraestructura hidráulica.

"Cuando llueve el agua se nos viene para acá y no alcanza el canal (a cielo abierto que se dejó en la banqueta), se nos llena todo de agua sucia y no se puede ni caminar,  está el declive", agregó.

Esa obra,  recordó, duró casi medio año y fueron varios los locatarios quienes optaron por cerrar debido al impacto económico que dejó la mala planeación de los trabajos.

   


Visitas:


Encuesta







Nación & Mundo